Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

¡DIVERTIDAS Y DELICIOSAS!

Y A LOS NIÑOS LES VA A ENCANTAR

Encontramos esta receta de galletas de arcoiris que se veía tan buena, que ¡la tuvimos que probar!  

 

Nunca habíamos hecho galletas y la verdad quedaron buenísimas, definitivamente es una gran actividad para hacer con niños chiquitos y grandes estas vacaciones, o cuando tengan ganas de algo dulce y divertido. 

 

 

El tiempo que necesitas definitivamente varía dependiendo qué cuantos años tengan tus hijos y que tanto se involucren en el proceso, que créeme, les va a encantar, sobre todo cuando llega la parte de pintar la masa y amasar. 

 

 

Apártate unas dos horas… o tres.  

 

¿Qué vas a necesitar para hacer las galletas de arcoiris?

INGREDIENTES

  • 1 taza de mantequilla a temperatura ambiente
  • 2 ½ tazas de azúcar glass
  • 4 tazas de harina
  • 1 pizca de Sal
  • 1 Cdita. de Vainilla
  • 3 Huevos
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Rojo
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Naranja
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Amarillo
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Verde
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Azul
  • ½ Cdita. de colorante para alimentos Morado

INSTRUCCIONES PARA HACER LAS GALLETAS DE ARCOIRIS

1.  Bate la mantequilla con una batidora hasta que quede cremosa. 

 

 

2.  Agrega el azúcar glass y sigue batiendo hasta que ambos se integren. 

 

 

3.  Agrega los huevos, la vainilla y la sal. Bate hasta que todos los ingredientes se mezclen bien. 

 

 

4.  Cierne la harina y agrégala poco a poco a la mezcla hasta que la masa esté húmeda y se mantenga unida, pero que no se pegue a tus manos

 

 

5.  Coloca la masa en una tabla de cortar, amásala un poco y forma una bola. Si sientes que todavía se pega a tus manos, ponle un poco más de harina.

6.  Corta por la mitad. Cubre una de las mitades con plástico autoadherible y métela al refri 30 minutos. 

 

7.  Divide la otra mitad en 6 partes y hazlas bolita. Fíjate que dos de esas partes queden un poco más grandes, porque van a ser las capas externas del arcoiris y necesitan un poco más de masa.

 

8.  Ahora si.. ¡manos a la masa! Pinta cada una de las bolitas con un color distinto usando los colorantes para alimentos, y amasa hasta que tenga un color uniforme. Si quieres un color más intenso puedes usar un poquito más de colorante. Ojo: las manos de tus hijos van a quedar también como un arcoiris. Si no quieres que eso pase usa guantes. 

 

9.  Las capas externas del arcoiris, las bolitas que hicieron más grandes, son la naranja y la roja.

10.  Haz un rollito con la masa morada. Que mida unos 15 a 20 cms. Este será el centro del arcoiris.

 

 

11.  Extiende la masa azul con un rodillo hasta que quede un poquito más larga que la morada y suficientemente ancha para envolver la masa morada. Que tenga un grosor de 6 mm approx.

12.  Envuelve la masa morada con la masa azul, alisándola y tratando que no queden grietas. Si te sobra masa puedes cortarla. Nosotros usamos toda 🙂


13.  Repite los dos pasos anteriores con las masas verde, amarilla, naranja y roja. 

14.  Envuelve el rollo con plástico autoadherible y refrigera durante 30 minutos.

 

 

15.  Una vez que pasen los 30 minutos, retira la envoltura de plástico y corta la masa por la mitad para hacer 2 formas de arcoiris.


16.  
Corta la masa que no tiene colorante a la mitad, y extiéndela con un rodillo. Que quede un poco más larga que el rollo del arcoiris y que mida unos 6 mm de grosor.

 

17.  Coloca el rollo del arcoiris en el centro, y envuélvelo, igual que como hicieron los colores anteriores. Alisa la superficie y une cualquier grieta que quede. 

 

 

18.  Repite con la otra mitad. 

19.  Envuelve con el plástico autoadherible y deja enfriar otros 30 minutos.

 

20.  Precalienta el horno a 180˚C o 350˚F, mientras la masa está en el refrigerador. 

 

21.  Una vez pasados los 30 minutos, retira la envoltura de plástico. Rebana las galletas para que queden más o menos de 1 cm de grosor y colócalas en una bandeja para hornear con papel encerado. Nosotros usamos bandejas de silicón y estuvo perfecto.  

 

Importante:  Fíjate que las galletas tengan suficiente espacio entre sí, porque al momento de hornearlas crecen y si están muy pegaditas se juntan (nos pasó).

22.  Hornea unos 20 – 25 minutos o hasta que el fondo se haya dorado ligeramente.

 

 

23.  Deja enfriar y ¡listo! Galletas de arcoiris terminadas y listas para ser devoradas.  

 

Esta receta la encontramos en TastyJr, y la modificamos un poco. Si quieres ver la receta original puedes verla aquí

1.  Bate la mantequilla con una batidora hasta que quede cremosa. 


2.  Agrega el azúcar glass y sigue batiendo hasta que ambos se integren. 


3.  Agrega los huevos, la vainilla y la sal. Bate hasta que todos los ingredientes se mezclen bien. 


4.  Cierne la harina y agrégala poco a poco a la mezcla hasta que la masa esté húmeda y se mantenga unida, pero que no se pegue a tus manos


5.  Coloca la masa en una tabla de cortar, amásala un poco y forma una bola. 


6.  Corta por la mitad. Cubre una de las mitades con plástico autoadherible y métela al refri 30 minutos. 


7.  Divide la otra mitad en 6 partes y hazlas bolita. Fíjate que dos de esas partes queden un poco más grandes, porque van a ser las capas externas del arcoiris y necesitan un poco más de masa.


8.  Ahora si.. ¡manos a la masa! Pinta cada una de las bolitas con un color distinto usando los colorantes para alimentos, y amasa hasta que tenga un color uniforme. Si quieres un color más intenso puedes usar un poquito más de colorante. Ojo: las manos de tus hijos van a quedar también como un arcoiris. Si no quieres que eso pase usa guantes. 


9.  Las capas externas del arcoiris, las bolitas que hicieron más grandes, son la naranja y la roja.


10.  Haz un rollito con la masa morada. Que mida unos 15 a 20 cms. Este será el centro del arcoiris.


11.  Extiende la masa azul con un rodillo hasta que quede un poquito más larga que la morada y suficientemente ancha para envolver la masa morada. Que tenga un grosor de 6 mm approx.

12.  Envuelve la masa morada con la masa azul, alisándola y tratando que no queden grietas. Si te sobra masa puedes cortarla. Nosotros usamos toda 🙂 

 

 

13.  Repite los dos pasos anteriores con las masas verde, amarilla, naranja y roja. 

 

14.  Envuelve el rollo con plástico autoadherible y refrigera durante 30 minutos.

 

15.  Una vez que pasen los 30 minutos, retira la envoltura de plástico y corta la masa por la mitad para hacer 2 formas de arcoiris. 

 

16.  Corta la masa que no tiene colorante a la mitad, y extiéndela con un rodillo. Que quede un poco más larga que el rollo del arcoiris y que mida unos 6 mm de grosor.

 

17.  Coloca el rollo del arcoiris en el centro, y envuélvelo, igual que como hicieron los colores anteriores. Alisa la superficie y une cualquier grieta que quede. 

 

18.  Repite con la otra mitad. 

 

19.  Envuelve con el plástico autoadherible y deja enfriar otros 30 minutos.

 

20.  Precalienta el horno a 180˚C o 350˚F, mientras la masa está en el refrigerador. 

 

21.  Una vez pasados los 30 minutos, retira la envoltura de plástico. Rebana las galletas para que queden más o menos de 1 cm de grosor y colócalas en una bandeja para hornear con papel encerado. Nosotros usamos bandejas de silicón y quedaron perfectas. 

 

22.  Hornea unos 20 minutos o hasta que el fondo se haya dorado ligeramente. 

 

23.  Deja enfriar y ¡listo! Galletas de arcoiris terminadas y listas para ser devoradas.  

 

¿Te gustó esta receta?
Compártela en tus redes

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on email

CUÉNTANOS ¿CÓMO TE SALIERON?

BUSCA EN MOMADVISOR

Categorías populares.

¿Tienes un servicio o negocio enfocado en mamás, bebés y/o niños?

¿Necesitas ayuda? 

 [email protected]

ÚNETE A MOMADVISOR

Regístrate aquí