Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en email
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en email

Las infecciones en vías urinarias  son la infección bacteriana más común en los bebés, niños y niñas.

 

Si tu hija/hijo tiene comezón y enrojecimiento en área genital, dolor o ardor al orinar, fiebre sin tos o síntomas respiratorios, si acude muchas veces al baño y hace “chorritos” de orina quedándose con sensación de querer orinar más; o presenta dolor abdominal, cambios en la orina (sangre, más obscura, blanca, “arenilla”, mal olor, etc.),  puede tratarse de una infección urinaria.

¿QUÉ ES UNA INFECCIÓN URINARIA?

Una infección de las vías urinarias es una infección bacteriana que se produce en cualquier parte del aparato urinario: los riñones, los uréteres, la vejiga y la uretra. 

Las infecciones de vías urinarias suelen ser más frecuentes en niños que niñas en el primer año de vida, y tienen más riesgo de presentarse como una infección más grave llamada urosepsis. 

En la edad escolar se invierte la prevalencia, siendo más frecuentes las infecciones urinarias en niñas que en niños. 

CAUSAS DE LAS INFECCIONES EN VIAS URINARIAS EN BEBÉS Y NIÑOS

Las principales causas de las infecciones en vías urinarias en bebés y niños son: 

 

 

  1. Alteraciones en los mecanismos de defensa urinarios. Aunque el aparato urinario está preparado para impedir el ingreso de bacterias, estas defensas a veces fallan, y al no funcionar correctamente, favorecen la aparición de la infección.

2. Malformaciones de vías urinarias.

 

3. Malos hábitos para la micción. 

  • Orinar con poca frecuencia. 
  • Aseo y secado deficiente de los genitales externos femeninos. Limpiar de atrás hacia delante, puede provocar que las bacterias del ano lleguen a la apertura donde sale la orina.  
  • Beber pocos líquidos.
  • Usar ropa que favorezca la humedad o prendas muy apretadas.
  • Estreñimiento. 

SÍNTOMAS DE UNA INFECCIÓN URINARIA PEDIÁTRICA

Los síntomas varían de acuerdo a la edad en que se presente la infección. 

 

Las infecciones urinarias en el recién nacido pueden manifestarse únicamente como irritabilidad, ictericia (coloración amarilla de la piel) y fiebre. 

 

Mientras que en los niños en edad preescolar, una infección urinaria puede presentarse con sensación de continuar la micción sin lograrla, comezón en región genital, cambios de coloración en la orina, dolor abdominal, fiebre, disminución del apetito, entre otros.

 

¿Cómo saber si tu hijo/hija tiene una infección en vías urinarias? 

Siempre debes de vigilar las características normales de la orina para que puedas darte cuenta cuando algo no se encuentre dentro de lo normal.

¿QUÉ HACER SI SOSPECHAS QUE TU HIJA/ HIJO TIENE UNA INFECCIÓN EN VÍAS URINARIAS?

Ante cualquier sospecha que tengas de infección de vías urinarias en tu hija/ hijo debes de acudir con un especialista.

 

El médico especialista debe realizar una exploración completa, que incluya la exploración de los genitales, siempre en compañía de los papás.

 

El estudio ideal para el diagnóstico de la infección de vías urinarias es el examen general de orina y el urocultivo.

 

 

Es importante que desde que se detecte la primer infección urinaria, se realice un ultrasonido renal y de vías urinarias para descartar malformaciones de la vía urinaria.

¿CÓMO PREVENIR LAS INFECCIONES URINARIAS?

Es muy importante corregir los hábitos miccionales de acuerdo a la edad, para prevenir una infección de vías urinarias.

 

  • Mantén limpia su área genital
  • Ofrece más líquidos
  • Ponle prendas de vestir sueltas
  • Haz que ingieran más líquidos;
  • Enséñales a ir al baño varias veces al día 
  • Enséñales a limpiarse el área genital de delante hacia atrás

¿QUÉ PASA SI EL ULTRASONIDO ES NORMAL Y PERSISTEN LAS INFECCIONES?

Existen otras posibles causas de la persistencia de las infecciones como el reflujo vesico-ureteral, que el médico especialista confirmará con el estudio de cistouretrografía, que será indicado de acuerdo a la evolución del paciente.

¿CUÁL ES EL TRATAMIENTO PARA UNA INFECCIÓN DE ORINA?

Una infección de vías urinarias que se ha confirmado con un examen general de orina y un urocultivo, y ha sido valorado por el especialista, se trata con antibióticos. Existen tratamientos cortos menores a 5 días, pero los resultados son mejores con tratamientos de 7 a14 días.


De acuerdo al especialista y la evolución del paciente se puede valorar dejar antibiótico como profilaxis (para evitar infecciones) los cuales habitualmente tienen una duración de 3 meses. 


¡Recuerda! El uso de antibiótico y su duración siempre deberá de ser indicado por un especialista.

¿QUÉ COMPLICACIONES PUEDEN DEJAR LAS INFECCIONES DE ORINA?

Todas las infecciones de vías urinarias documentadas deben de ser tratadas y erradicadas, ya que la persistencia de estas y su recurrencia pueden dejar lesiones en los riñones, produciendo a largo plazo lesiones renales crónicas, presión alta y alteraciones en el crecimiento.

 

Las infecciones de vías urinarias y sus complicaciones son prevenibles y tratables,
no dudes en contactar a un especialista de confianza
para que realice una valoración oportuna a tu mayor tesoro.

¿Conoces a alguien que pueda ayudarle este artículo?
Ayúdanos a compartirlo.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en whatsapp
Compartir en email

CUÉNTANOS ¿QUÉ OPINAS?

La Dra. Mónica Téllez es Nefróloga Pediatra, especialista en el diagnóstico y tratamiento de trastornos que afectan a los riñones y las vías urinarias en bebés y niños.

 

 

Es miembro de CENTRO ATIN, un grupo médico mexicano enfocado en la persona como un todo: mente-cuerpo y emociones.

 

Da click aquí para conocer más de la Dra. Téllez  y contactarla.

BUSCA EN MOMADVISOR

Categorías populares.

¿Tienes un servicio o negocio enfocado en mamás, bebés y/o niños?

¿Necesitas ayuda? 

 [email protected]

ÚNETE A MOMADVISOR

Regístrate aquí